La primera revista del sector cunícola en español

Menu

Entrevista a Jaime Sanz Reyes

Ver PDF de la revista de Marzo de 2015
Jaime Sanz lleva 12 años al frente de su empresa Cunicastilla, una granja de 1.500 conejas. Hace ocho años que además desempeña el cargo de responsable de cunicultura de la cooperativa Mesenor, a la que representa en diversos organismos nacionales. Recientemente, ha sido nombrado vicepresidente de la nueva asociación de productores CUNIBER.

Jaime Sanz Reyes

Vicepresidente de CUNIBER

Marisa Montes

redaccion@avicultura.com

Jaime Sanz lleva 12 años al frente de su empresa Cunicastilla, una granja de 1.500 conejas. Hace ocho años que además desempeña el cargo de responsable de cunicultura de la cooperativa Mesenor, a la que representa en diversos organismos nacionales. Recientemente, ha sido nombrado vicepresidente de la nueva asociación de productores CUNIBER.

¿Con qué objetivos ha nacido CUNIBER?

Es un único objetivo: la defensa de los intereses comunes de la producción cunícola. Para poder llevar a cabo dicho objetivo, es imprescindible el ánimo colaborador, participativo y constructivo de aquellos que están y estamos preocupados por el sector. Es una continuación de lo que debería haber sido: Una asociación donde quepa toda la producción y se consensúen las decisiones para beneficio de todos y no solo de algunos interesados en salvar sus “casitas”.

DSC02116_fmt.png

La asociación tiene aún poco recorrido, pero son ya varias asociaciones las que se han sumado. ¿Qué producción engloba actualmente?

CUNIBER es una asociación de ámbito nacional en la que tienen posibilidad de formar parte todos los productores. Ya sean asociaciones, federaciones, ADS, cooperativas o granjas individuales. Actualmente estamos presentes en siete comunidades autónomas representando el 15% de la producción estatal, y subiendo.

Es decir, que se producirán más incorporaciones…

Por supuesto. Sin ir más lejos, en la primera asamblea que celebramos se produjeron tres nuevas incorporaciones, y nos consta que existen más esperando. CUNIBER es una asociación de muy reciente creación. A medida que avance el tiempo llegaremos a más productores y más zonas geográficas. La única manera de avanzar es conseguir la unión de los productores y llevar a cabo acciones que beneficien a todos.

Cuando se presentó en sociedad se explicó que había surgido a raíz de las diferencias con CONACUN. ¿Qué diferencias son esas?

Las dos son asociaciones que defienden al sector productor, pero lo hacen de distinta manera. Nos fuimos de CONACUN porque nos dejaron de tener en cuenta, dejaron de ser una asociación que le interesara tener al sector productor unido y también porque los intereses que defienden actualmente y cómo los defienden, no los compartimos. Más que diferencias con CONACUN, las diferencias son con un grupúsculo que, lejos de trabajar por el sector, se empeña en sacar adelante sus berrinches con técnicas de patio de colegio: “o jugamos así, o me enfado”. Sin preocuparles que los grandes perjudicados de sus pataletas son los productores de toda España. La actitud de CUNIBER es constructiva para todos los productores de todos los territorios. Nos centramos en encontrar los puntos comunes y desarrollarlos teniendo en cuenta todas las opiniones (aunque a nivel individual, no sean compartidas). La información que se transmite al sector debe ser objetiva. Esto es: no viciada, manipulada o partidista. CUNIBER no cambia la pregunta en función de la respuesta deseada por algunos o algunas. Más que diferencias con CONACUN, son diferencias con la forma de hacer que proponen.

“Nos fuimos de CONACUN porque los intereses que defienden y cómo los defienden, no los compartimos”

¿Qué líneas de trabajo van a desarrollar este año?

Nuestra línea de trabajo para este año está centrada en desarrollar y colaborar con aquellas iniciativas que redunden en mejoras para el sector. Iniciativas que sean reales y realizables. CUNIBER no propone al sector castillos en el aire. Este primer año dedicaremos nuestros esfuerzos fundamentalmente a afianzar lo que hemos construido y en crecer, dándonos a conocer al resto de cunicultores. Además, nos centraremos en nuestra entrada en INTERCUN.

¿Qué falta para que formen parte de la interprofesional oficialmente?

El Artículo 10.2 de los estatutos de INTERCUN garantiza la presencia en la interprofesional a toda asociación de ámbito estatal que acredite representar al 10% de la producción. Eso ya lo hemos hecho, por lo tanto nadie la puede negar. Nuestra presencia es un hecho. Pese a ello, y a que el discurso oficial de algunos es el de la unidad de la producción. Nos encontramos con que son los “representantes” de la producción quienes más se están oponiendo. ¿Esta es la forma de trabajar para el sector? ¿Intentando excluir a parte del mismo?

“Los mataderos también deben recibir un tirón de orejas. Da la impresión de que se acomodaron demasiado y no han cumplido del todo con sus deberes a la hora de vender”

Es únicamente cuestión de tiempo. Aunque a los representantes de CONACUN no les guste y se opongan a la participación de una buena parte del sector productor. Paradójicamente, hace poco más de un año, una nueva asociación de mataderos (AEFACE), solicitó el ingreso en INTERCUN, acreditó la representatividad exigida por ley, y nadie puso ningún impedimento para su ingreso... Curioso, ¿no?

¿Cómo se valora desde CUNIBER la diferente línea de trabajo que la nueva dirección quiere implantar en INTERCUN?

De las distintas líneas que, vagamente, se conocen. Creemos que la promoción es algo importantísimo, muy beneficioso y necesario para el sector. Debe ser una herramienta, y no puede utilizarse como chantaje. De la misma manera, creemos que se tiene que seguir invirtiendo en investigación para mejora del sector. La internacionalización de los mercados puede ser interesante si se parte de bases, y hacia objetivos reales. Lo que desde luego no compartimos es la financiación encubierta para ciertos grupos que se camufla bajo el “retorno a la producción”. El ocupar puestos de responsabilidad implica eso, responsabilidad. Si la desaparición de ayudas supone la desaparición de agrupaciones, es una clara muestra de un trabajo mal realizado en esas agrupaciones.

DSC02121_opt.jpeg

¿Cómo ven el futuro de la producción cunícola?

Por distintos factores que todos los que somos granjeros conocemos, podemos intuir un futuro cercano duro, muy duro. Además de nuestros costes de producción, hemos de ver con preocupación cómo herramientas que han demostrado ser útiles para el sector se aparcan o, directamente, se revientan. Será que los representantes que hacen esto están presionados por alguien para obrar así. Si lo hicieran por propia iniciativa, debería preocuparnos mucho más. En el apartado de mataderos, también deben recibir un tirón de orejas. Da la impresión de que se acomodaron demasiado y no han cumplido del todo con sus deberes a la hora de vender. El argumento de las pieles ya le hemos oído muchas veces y sigue sin convencernos. Lo que sí esta claro es que será duro y si queremos progresar, debe ser como un sector unido. Tenemos que encontrar buenas soluciones para ambas partes. En un futuro más lejano…o más cercano. Tengamos esperanzas. Seamos positivos. •